10 Maneras baratas de promocionar tu negocio

Muchos propietarios de pequeñas empresas piensan que el marketing es como ir al dentista: algo que sólo hay que hacer cada seis meses. Pero cuando la publicidad es continua y enfocada, un negocio se vuelve mucho mejor.
Si los prospectos tienen una visión positiva de tu productos y tu reputación antes de que los llames o antes de que empiecen a comprar, tendrás una oportunidad mucho mejor de cerrar una venta.

Otra novedad con respecto a la publicidad permanente es que no está sujeta a una etiqueta de precio. Se trata simplemente de enviar el mensaje correcto a las personas adecuadas en el momento adecuado. Aquí sugerimos 10 ideas sin tener que gastar demasiado:

1. Conviértete en un experto en línea.

Esta es una de las estrategias de “muestra gratuita” que existen para ganar clientes. Busca en listas de correo electrónico y chats en línea relevantes para tu empresa y tus clientes. Participa en distintas de estas publicando comentarios para resolver problemas o responder preguntas. Es posible que tengas que hacer esto por un tiempo. Pero la recompensa aparecerá en forma de clientes, buenas críticas y referencias.

2. Distribuye tarjetas de tu negocio

La mayoría de las tarjetas de visita se descartan unas horas después de una reunión. En lugar de tirar esa tarjeta, crea una que la gente realmente utilice, como un pequeño bloc de notas con tu información de contacto en cada página. El cuaderno con calendario a consultar cada día, o algún otro producto de utilidad con tus datos.

3. No sirvas más a clientes que no son rentables

Si esta idea te causa algún miedo, piénsalo de nuevo. Has caído en la mentira de aumentar las ventas en lugar de apalancar las ganancias. Si dejas de servir a clientes que no son rentables, tendrás más tiempo y recursos para clientes que realmente puedan contribuir a tu empresa para que esta crezca. Probablemente el 20% de tus clientes contribuyen entre el 150 y el 200% del beneficio total anual; el 70% no obtiene beneficios y el 10% cuesta entre el 50% y el 100% de sus beneficios. Echa un vistazo a los datos de rentabilidad de tus clientes y, a continuación, observa los servicios y anuncios especiales para los que más te interesan.

4. Haz una lista de contactos y envíe algunas cartas

La mayoría de las empresas se aprovechan del poder del correo electrónico y tú debes enviarlos también. Es realmente económico para tu negocio. Pero como el email marketing está en todas partes, puedes destacar esto enviando cartas personales por correo de vez en cuando a clientes existentes y potenciales. Sólo asegúrate de que estas cartas traigan algo que los clientes quieran leer, como una reseña de los eventos recientes en tu área, ofertas especiales o un gusto personalizado (un descuento en la próxima compra, por ejemplo). Esta correspondencia debe tener valor para que el lector refleje el valor de tus productos. Recuerda: la mejor manera de vender es dándose a conocer con buena publicidad.

5. Procura participar en ferias y eventos

Puedes crear rápidamente carpetas interesantes con información de contacto, inserciones con noticias sobre productos o un incluso con un sitio web sobre algún evento.

6. Combina el placer, el negocio y la solidaridad

Organiza un evento, una fiesta o una conferencia para una causa que apoyes y otros se animen a hacerlo de igual manera. Esto te dará la oportunidad de conocer a mucha gente y mostrar sus habilidades de liderazgo.

7. Crea un destino

Una librería con una cafetería dentro. Una tienda de muebles con profesionales para cuidar por mientras a los hijos de los clientes. ¿Por qué? Para que los clientes pasen algún tiempo allí y se sientan a gusto. Una mañana de domingo en la librería puede convertirse en una agradable rutina de fin de semana, más que en una simple compra. Utiliza esa idea. Este consejo también se debe aplicar en Internet. Usando publicidad de pago por clic (sólo se paga por la publicidad si un usuario hace clic en el enlace a tu sitio), puedes atraer audiencias a eventos u ofertas.

8. Haz que los clientes se sientan especiales

A los clientes les gusta ser reconocidos, especialmente en estos días, cuando todo es rápido y “al menor precio”. Incluso con las empresas de Internet, se puede ofrecer un buen servicio al cliente.

9. Ten buena relación con los medios de comunicación

Los informes generan más credibilidad que la publicidad de pago. Por supuesto. Para recibir cobertura de los medios de comunicación locales, ya sean periódicos, televisión, estaciones de radio o periódicos especializados, se necesitan de noticias nuevas y oportunas. A menudo vale la pena contratar a un profesional en relaciones públicas o a una oficina de prensa. Ellos se harán cargo de hacer un espacio en las noticias para tu negocio, irá tras los representantes de los medios de comunicación y enviarán comunicados de prensa que hablen sobre tu empresa. Por lo general, esto se puede hacer por un tiempo corto o de vez en cuando. Esto atraerá a más clientes.

10. No permitas que tus clientes se marchen del negocio

Por último, este punto. Haz un esfuerzo para traerlos de vuelta si es que se fueron. Cuesta mucho menos traer de vuelta a un cliente que no está satisfecho o que no ha estado presente durante mucho tiempo que atraer a uno nuevo. Si no has visto a un cliente por un tiempo, envía un correo electrónico personalizado (este proceso puede ser automatizado) preguntando si todo está bien. Para un cliente que ha pasado por una mala situación, utilice el teléfono, reconozca la situación y pregunte si hay algo que tú puedas hacer para ayudarlo. Mencionarles un descuento también puede ser de gran idea. Ser amable con los clientes es la publicidad más inteligente y barata que se puede hacer.